Este tracto pensado para una operación mixta, aporta la tecnología necesaria en un desempeño faenero, pero también con la comodidad que requiere un viaje largo. Además, destacan sus guiños a diseños clásicos, tanto en su exterior, como en la cabina.

El SD 122 viene con un motor DD15 de 505 HP, una cilindrada de 14.800 cc y con un control de emisiones EPA 10 GHG 17, la última referencia en Estados Unidos.

Destaca por su torque de 1750 libras a 1.050 RPM y un potente freno de motor (de tres niveles) de 659 BHP a 2.300 RPM.

La transmisión es mecánica, marca Eaton RTLO-189 18B, de 18 velocidades (R:4) con un embrague auto ajustable de doble disco cerámico.

Tiene sistema ATC, que, en caso de estar en un terreno blando o donde el camión derrapa, quita torque a la rueda que está entrampada o en el aire para lograr una mejor maniobra.

Como está pensado para las exigencias faeneras, trae bloqueos transversales y longitudinales.

La quinta rueda Holland Fw 35 es desplazable, lo que da un mayor control sobre el largo total del vehículo y más variables para una mejor estiba de la carga.  

Cuenta con suspensión Tuftrac de 46.000 libras, concebida para las exigencias faeneras, con un menor mantenimiento y sin puntos de engrase.

El asiento del conductor viene con suspensión neumática, calefacción, soporte lumbar y apoya brazos.

Para una mejor desempeño y mayor seguridad, viene con sistema de control de estabilidad RSC y frenos ABS.

Como un guiño a lo clásico; viene con terminaciones de imitación madera y una serie de indicadores analógicos.

OCon solo verlo, refleja que fue concebido para un trato rudo, de faena, pero también pensado para un desempeño mixto, de largas rutas.

Sus líneas rectas y los cromados en los tubos de escape, visera exterior y algunos retoques en el capó lo hacen un diseño atractivo para quienes gustan del clásico concepto americano.

Pero también tiene sus sorpresas en tecnología moderna. De partida este Freightliner viene con un motor DD15 de 505 HP, una cilindrada de 14.800 cc y con un control de emisiones EPA 10 GHG 17, la última referencia en Estados Unidos.

También destaca por su torque de 1750 libras a 1.050 RPM y un potente freno de motor (de tres niveles) de 659 BHP a 2.300 RPM.

Siguiendo con la línea “gringa”, cuenta con una transmisión mecánica Eaton RTLO-189 18B. Esta es de 18 velocidades (R:4) con un embrague auto ajustable de doble disco cerámico. Además, viene con una opción Low para una marcha extra lenta y de gran potencia.

Como está pensado para las exigencias faeneras, trae bloqueos transversales y longitudinales, además de sistema ATC. Este, en caso de estar en un terreno blando o donde el camión derrapa, quita torque a la rueda que está entrampada o en el aire para lograr una mejor maniobra.

Asimismo, viene con sistema de control de estabilidad RSC y frenos ABS.

El parabrisas está dividido, lo que, ante los riesgos propios de los terrenos con piedras, implica un importante ahorro por un posible cambio.

Otro aspecto que será valorado por los camioneros más tradicionales, es la suspensión Tuftrac de 46.000 libras, concebida para las exigencias faeneras, con un menor mantenimiento y sin puntos de engrase.

También la quinta rueda Holland Fw 35 es desplazable, lo que da un mayor control sobre el largo total del vehículo y más variables para una mejor estiba de la carga.  

La opción de viajes largos se ve reforzada por su autonomía, con dos estanques de 380 litros cada uno. Menos paradas, más control sobre el combustible.

Amplio

Que su diseño sea rudo, no es reflejo de incomodidad. Por el contrario, su cabina está pensada para un desempeño muy cómodo y, de ser necesaria, una larga permanencia a bordo.

El asiento del conductor viene con suspensión neumática, calefacción, soporte lumbar y apoya brazos. También el acompañante cuenta con sistema de suspensión neumática, lo que no siempre es tomado en cuenta en un tracto.

El tablero es poco profundo, lo que deja un amplio espacio para moverse. Aquí nuevamente un guiño a lo clásico; viene con terminaciones de imitación madera y una serie de indicadores analógicos. Para mayor seguridad, el conductor tiene Airbag.

Este Freightliner  SD 122 invita a quedarse gracias a su litera de 35”. Cómoda, amplia, con control de aire acondicionado y calefacción junto a la cabera y un sinnúmero de compartimentos superiores y bajo el colchón que dan espacio para guardar todo lo necesario para una larga permanencia.