La bodega o centro de distribución (CD), en términos más actuales, es el corazón de la logística. El lugar por donde debe pasar casi todo, desde que se recibe hasta que se envía. Se espera que el e-commerce impulse un incremento del 76% del volumen total de productos pedidos para 2021.
Por lo tanto, tener un sistema integrado de tecnologías móviles, rastreo y captura de datos es clave para preparar su almacén para el futuro.
A continuación, exponemos los seis pasos para preparar su CD para el futuro inmediato, plasmado en un estudio realizado por Zebra Technologies.
Innovación
No acomodarse a los cambios en la operación genera una fragmentación técnica, que deriva en: información imprecisa, menor satisfacción del cliente, retraso en el cumplimiento de pedidos, menor productividad, mayores costos y falta de visibilidad.
Para combatirla se deben integrar tecnologías móviles, de rastreo y de captura de datos en todas las operaciones.

1. Equipar al personal con tecnología móvil de avanzada.
Si desea cumplir con los pedidos más rápido y sin errores, su personal de la primera línea necesita herramientas que faciliten el escaneo eficiente y preciso para una mejor selección de productos y visibilidad oportuna del inventario.
Esto ayuda a reducir los tiempos de capacitación; automatiza los flujos de trabajo para ganar velocidad y eficiencia, conectando a cada empleado con los sistemas empresariales; incrementa la productividad, con mayor potencia de procesamiento y aplicaciones más rápidas que ahorran segundos en cada escaneo; aumenta la visibilidad que brinda información estratégica y útil para poder tomar decisiones en tiempo real, y evita amenazas a la seguridad y caída de sistemas antiguos más inestables.

2.- Mejorar la administración y comunicación con el personal.
Contar con soluciones móviles de comunicación de voz y de datos proporciona a los gerentes los medios para salir de la oficina y estar presentes en el almacén para maximizar la eficacia y eficiencia en el trabajo; acceden a todos los empleados y sistemas de la empresa con solo presionar un botón; evitan el traslado a puntos de comunicación dentro de las instalaciones; elimina los mensajes generales por altavoz que distraen al personal y resultan ininteligibles e incorpora medidas de seguridad proporcionando a los empleados acceso electrónico, identificación y localización.

3.- Optimizar las capacidades de almacenamiento e inventario.
En el informe Warehousing 2020 Vision Study de Zebra, los participantes informaron que los dos factores más importantes que motivan el recuento son reducir los faltantes de stock y asegurar la precisión del sistema de gestión de almacenes (WMS).
La captura precisa de los datos de las etiquetas por lectura del código de barras o RFID lo hace posible.
Entre los beneficios está reducir el tiempo de los recuentos de ciclos, que pueden pasar de varias semanas a un par de días; programar estos procesos con mayor regularidad para garantizar la precisión; optimizar los procesos de pedidos con mejores datos sobre tendencias en tiempo real; reducir las situaciones de faltantes de stock con datos confiables en el sistema de gestión de almacenes; disminuir los gastos de capital por excesos de inventario; y utilizar mejor el espacio de almacenamiento. Además, disminuye el tiempo de inactividad, conociendo la ubicación exacta y el estado de los activos en el almacén; optimiza los procesos y mejore la planificación y la eficiencia analizando los datos históricos y en tiempo real sobre la utilización de los activos, y mejora el retorno sobre la inversión (ROI) y reduce el costo total de propiedad (TCO) extendiendo la vida útil de los activos.

4.- Simplificar los procesos de preparación de pedidos.
Un almacén que está preparado para el futuro probablemente utilice escáneres o computadoras vestibles (adosadas a la vestimenta) para incrementar significativamente la eficiencia de los flujos de trabajo especializado dentro de ese proceso.
Una mala preparación puede llevar a que el personal pase hasta el 70% de su tiempo caminando para localizar el producto correcto.
Con el uso de tenología móvil para la preparación de las solicitudes se incrementa la cantidad de pedidos procesados y minimiza los errores para disminuir el costo por pedido; se sabe el lugar preciso dónde está el producto; garantiza flujos de trabajo más seguros con soluciones de preparación multimodal y de manos libres; facilita la verificación en los pasos posteriores en la cadena, asegurando que se reemplacen los códigos de barras dañados o faltantes en el punto de selección; ahorra tiempo con una lista de selección automática que incluye la ruta más rápida hasta cada artículo; elimina las situaciones de faltantes de stock al restar los artículos del inventario en el instante en que son seleccionados para un pedido; genera información detallada que permita las prácticas LIFO/FIFO para una mejor administración del inventario y permite guardar al instante la información serializada de los productos con los pedidos de los clientes para facilitar la ubicación de los que son requeridos.

5.- Modernizar las operaciones de ingreso de pedidos.
La recepción y categorización de artículos son pasos críticos en las tareas de cumplimiento de pedidos. Es cada vez más común que los almacenes más preparados incluyan tecnología compatible con RFID, avisos avanzados de envío y estándares mundiales de intercambio de información.
Las mejoras apuntan a que se procesen más pedidos entrantes, con mayor precisión y productividad; hay una identificación en tiempo real con solo leer los datos emitidos desde una etiqueta de RFID o escanear el código de barras del pedido o de la etiqueta de autorización de devolución de mercancía (RMA); actualiza rápidamente las devoluciones y emite el crédito del cliente en forma automática; identifica los errores en los envíos verificando electrónicamente la mercancía con las órdenes de compra cargadas en el sistema; prioriza el almacenamiento de artículos de baja disponibilidad o faltantes de stock, con visibilidad más oportuna del inventario; reduce los costos y el tiempo de manejo de las operaciones de cross docking con una asignación más eficiente de conductores de carretillas elevadoras; garantiza la eficiencia en el almacenamiento y la preparación de pedidos al reemplazar las etiquetas de códigos de barras faltantes o dañadas, utilizando una impresora portátil en el muelle de descarga, y responde rápidamente a los cambios en el inventario, en el estado de producción y en las solicitudes de los clientes con procesos de reposición ágiles y automatizados.

6.- Transformar las operaciones de despacho.
Para responder a un mercado cada vez más exigente, el almacén preparado para el futuro ofrece a los empleados de la primera línea, tecnologías confiables de rastreo de artículos, como tecnologías de RFID o códigos de barras y dispositivos móviles para la captura de datos. Esto permite optimizar las entregas, aporta una ventaja competitiva y mejora la lealtad y satisfacción del cliente.
Esto se refleja en una mayor precisión de los pedidos al realizar una verificación final electrónica e imprimir las etiquetas o los documentos de envío necesarios en el momento; notifica a los empleados de empaque en tiempo real sobre la llegada de un artículo con entrega pendiente para que se lo incluya en el envío antes de su despacho; controla los costos de empaque de materiales accediendo a información sobre las dimensiones del artículo desde computadoras portátiles para seleccionar la caja adecuada; reduce los errores de envío escaneando los artículos al momento de cargarlos en el transporte, para verificar que la caja o el pallet adecuados están en el camión correspondiente, dismuye el tiempo de espera del conductor con visibilidad en tiempo real de la mercancía en almacenamiento temporario para una carga veloz y sin errores, y maximiza la satisfacción y retención de los clientes con pedidos correctos entregados a tiempo.